Take a fresh look at your lifestyle.

Aprovecha Tu Poder Para Crear La Vida Que Deseas ¡Tienes Las Herramientas!

Tenemos el Poder para Crear. Hemos dedicado gran parte de nuestra energía y nuestro tiempo intentando evitar aquello que no deseamos que suceda, sin embargo siempre terminamos por conseguir exactamente eso.  Esta es una experiencia que repetimos constantemente, aun cuando en nuestro interior conocemos la razón.

Damos energía a todo aquello en lo que nos concentramos, a todo aquello en lo que concentramos nuestros pensamientos, y que a su vez nos genera sentimientos profundos, que juntos conforman nuestra poderosa capacidad para materializar el objetivo donde hemos centrado nuestro foco de atención.

Poder para crear

Seamos conscientes de nuestro poder para materializar todo aquello en lo que concentramos nuestros pensamientos, sentimientos y atención.

Tenemos el poder para crear la vida que deseamos:

En nuestras vidas han existido muchas situaciones, de las cuales nuestro ego ha necesitado sentir que tiene el control. Relaciones amorosas, trabajos, estudios, relaciones sociales, etc. Sentir que tenemos el control en todo ello nos genera una sensación de confianza, pero éste deseo de confianza está basado en nuestra inseguridad.

La verdad es que no confiamos en el proceso de la vida, y dejar todas nuestras situaciones presentes en el entendido de que todo está perfecto, de que todo está bien y así va a continuar, nos cuesta mucho. Nos cuesta muchísimo soltar. Nos cuesta muchísimo confiar en que todas las situaciones que se nos presentan, están unidas por un hilo invisible de sincronia que les da continuidad por sí mismas.

Así que, continuamos con nuestra necesidad de controlar, y esta necesidad, muchas veces no hace más que obstruir aquello que realmente merecemos recibir.

En nuestra mente existe una larga lista de cosas que deseamos que sucedan con todo nuestro corazón. Así mismo, también está una larga lista de aquello que no queremos que suceda, porque podría impedir que lograremos nuestros verdaderos objetivos y nuestras metas reales.

Creando la vida que deseamos

Sin embargo, nuestro atención y nuestro poder de crear lo fijamos de forma persistente en la segunda lista.

Nos concentramos de tal manera en aquello que no queremos que suceda, llenándonos de ansiedad, angustias y predispuestos ante la posibilidad de que ocurra, que terminamos activando nuestros más profundos sentimientos de rechazo, y listo. Estamos creando.

Fijamos nuestra atención, concentramos nuestros pensamientos, y además le agregamos nuestros más profundos sentimientos. La combinación perfecta para dar vida y activar mágicamente nuestro inmenso poder para crear.

Tenemos el poder para crear la vida que merecemos. Créelo y así será.

Muy bien, hasta hoy. Hemos utilizado ésta técnica milagrosa para crear todo lo bueno y todo lo malo que nos ha pasado, es bueno aceptarlo, es sanador reconocer esta gran verdad, y más aún es muy poderoso perdonarnos por haber utilizado nuestro maravilloso poder para crear de manera por demás errónea.

Reconocerlo, aceptarlo y perdonarnos es vital. Es así. Es sencillo.

Allí estás, frente al espejo, sin querer mirar el reflejo de lo que has creado. Entendiendo que hasta hoy has creado lo peor. Adelante, juzga, ataca por ignorante, básica y aburrida.

Mirando el reflejo de lo que has creado

Es bueno reconocer donde fallamos, porque esto nos permite corregir nuestras actitudes, así cómo nos permite reencontrarnos con nosotros mismos, equilibrar nuestro nivel de autoconfianza y nos da las verdaderas herramientas para comenzar una nueva etapa. Activar nuestro poder para crear bienestar en nuestras vidas.

Sabemos que nada se detiene. Sabemos que una situación nos lleva irremediablemente a otra, que toda causa tiene su efecto, y también sabemos que nuestras experiencias de vida son exactamente lo que necesitamos para evolucionar como seres humanos. Sólo nos falta confiar que todo en lo que creemos, lo podemos crear.

¿Dónde podemos poner nuestra atención?

Esta interesante y determinante pregunta la podríamos responder con un simple “En el presente”.

Sólo desde “el presente” podemos reclamar y activar nuestro maravilloso poder para crear.

Nuestros pensamientos determinan nuestro comportamiento, nuestros hábitos y definen nuestro destino. Es por ello que concentrarnos en el presente, nos permite crear de acuerdo a nuestras expectativas actuales.

Utilizando nuestro poder creador

Lo que estamos haciendo hoy, está determinando nuestro mañana. Concentrar nuestros pensamientos en el pasado, en nuestras decepciones, en nuestros sufrimientos de ayer. Concentrarnos en lo que pudimos haber hecho y no hicimos, y en todo aquello que por lógica razonable no deseamos recrear en nuestras vidas, no es opción.

Hay que soltar el pasado, hay que cortarlo, entendiendo que todas esas experiencias negativas y positivas, ocurrieron con un propósito específico, convertirte en lo que eres hoy.

Las experiencias positivas del pasado seguramente logran que al recordarlas, aflore una dulce sonrisa a tus labios. Es seguro que te llenan de ternura, de un sentimiento de anhelo por lo que fue y quisieras repetir.

Recrear las experiencias negativas del pasado sólo te pueden traer dolor. Tristeza por aquello que te dañó, que te hirió, y que hoy al recordarlo hace surgir en tu corazón el deseo de protegerte para que nunca más alguien pueda dañarte.

Creando una vida de bienestar

Las experiencias negativas traen un sabor amargo a tus labios. Reviven en ti los sentimientos y emociones que otrora dejaron una profunda huella de frustración, al no poder lograr en aquel momento lo que, seguramente era el más profundo anhelo de tu corazón. Comprende que ya pasó.

Vinimos a aprender. Todo el camino es un aprendizaje, por lo que perdonarte, amarte y aceptarte es de gran importancia para recuperar tu Fe en ti, para recuperar tu poder para crear.

Déjalo ir, ya no lo puedes cambiar. Pasó, te dejó un aprendizaje importante, ahora sabes qué cosas no te puedes permitir, si quieres procurarte una vida de bienestar y tranquilidad.  Y además, también sabes lo que sí te puedes permitir, para lograr la consecución de tus más anhelados sueños. Los sagrados sueños de tu arrugado corazón.

Por eso, en el presente es donde se encuentra nuestro poder para crear lo nuevo. El presente es el único lugar donde tienes el poder para decidir lo que piensas, lo que sientes y dónde fijas tu atención.

Cuando nos conectamos plenamente con nuestro momento presente, y nos hacemos conscientes de nuestra realidad actual, tenemos la capacidad para planear. Es ahí donde podemos decidir en qué pensar y cómo hacerlo.

Haciendo realidad nuestros sueños de bienestar

Si realmente deseas crearte una vida nueva, fresca, llena de posibilidades, de bienestar y alegría, estoy más que segura que tu decisión será pensar en todo lo positivo que te ha pasado, todo lo positivo que estás haciendo ahora, y en todo lo positivo que deseas lograr.

Al fijar nuestro foco de atención en una meta específica, positiva, llena de nuevas oportunidades para nuestro crecimiento, nuestro sentimiento automáticamente es de bienestar, de confianza. Así nuestros sentimientos se fortalecen y logramos sentir emoción por las expectativas de todo aquello que podríamos crear en nuestras vidas, si tan sólo logramos concentrarnos lo suficiente en nuestro presente, para obsequiarnos una mejor vida.

Asumir hoy que tenemos la libertad y todo el poder de decidir en qué pensamos, qué creemos, y qué sentimos, es muy liberador.

Confiar en el proceso de la vida, y en que éste proceso obra segundo a segundo, con el único objetivo de complacerte, te permite olvidar cualquier idea que te limite, te permite modificar cualquier idea que esté bloqueando tus posibilidades de crecimiento.

Utilizando el poder de crear libertad

Una vez que logramos comprender todo esto, estamos preparados para mover todas las piezas de que disponemos, en el interesante juego de darnos a nosotros mismos lo mejor de lo mejor.

Merecemos lo mejor. Tú te mereces todos los tesoros del universo. Sólo por existir, mereces todo lo bueno, satisfactorio y amoroso que la vida te pueda brindar.  Reclama lo que te pertenece. Es tuyo. 

¿Ya estamos listos para entender que en toda acción hay una reacción? ¿Que en toda causa existe un efecto?, ¿Que en cada semilla que sembramos está inmersa la calidad de la cosecha que hemos de recoger?

¿Ya estamos listos para asimilar que disponemos de poderosas herramientas que conforman nuestro poder creador, y que podemos ponerlas a nuestro servicio, y no al revés?

Contamos con nuestra intención, nuestro pensamiento, nuestros sentimientos, nuestro presente, y es hora de sumar a nuestra fórmula mágica y poderosa, el poder de la palabra.

Aunado a todo lo antes escrito sobre nuestro poder para crear, ahora tenemos que sumar el maravilloso poder que tiene nuestra palabra hablada, nuestra palabra escrita. Nuestra boca puede ser nuestra mejor aliada, o nuestro peor enemigo.

No en vano me cruza a veces por la mente lo siguiente; aquellos que tenemos la costumbre religiosa de hacernos la señal de la Santa Cruz, cuando pasamos por nuestra frente decimos “Por la señal de la Santa Cruz”, y luego al pasar por nuestra boca, decimos “de nuestros enemigos” “líbranos señor Dios Nuestro”! ¿Nuestra boca, nuestra lengua es el enemigo? Reflexionemos en ello.

Frases cómo, “más daño hace lo que sale de tu boca, que lo que por tu boca entra”, es para reflexionar.

Definitivamente en nuestra boca hay mucho poder, nuestra boca es de por sí un milagro, con todo lo que sale de ella podemos construir nuestro bienestar y nuestra felicidad, si estamos presentes y conscientes de nuestras intenciones. Pero también podemos hacernos mucho daño, si continuamos en el profundo sueño de la desesperanza, la falta de consciencia y la falta de Fe.

Podemos atraer lo que queremos, todos los anhelos de nuestro corazón.

En tu mundo sólo piensas tú, sólo sientes tú, tu intención la diriges tú, y tus palabras salen de ti. Si creemos en nuestro poder, lo podemos lograr. Podemos atraer y crearnos el mundo que queremos, y lo podemos hacer con confianza, con coraje, con determinación, y con acción.

Pensar de forma consciente en lo que quieres, sentir el bienestar de lograr lo que quieres, y fijar tu atención en ello sin apego, dándolo por hecho de acuerdo con tu intención, así cómo afirmar de forma positiva tu deseo al mundo, al viento, a la vida, todo ello es en conjunto, la herramienta para entrar en acción y activar tu poder para crear, desde el presente y con todo el amor incondicional que eres capaz de sentir por ti mismo.

También puedes leer cómo usar  El Poder De Tu Mente Subconsciente y logra triunfar en la vida.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.